Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Like/Tweet/+1
Últimos temas
» olvidando lo mas importante
Jue Sep 24, 2015 6:31 pm por sasket17

» Bebe mi sangre
Sáb Dic 07, 2013 4:40 am por kirie-chan

» Mercy Rain (AU) Shu x Yuki, Tatsuha x (?)
Vie Nov 22, 2013 6:26 pm por kozzha

» Hola, soy kozzha.
Vie Nov 22, 2013 6:22 pm por kozzha

» Nueva administración
Jue Sep 12, 2013 9:04 pm por kanae_chan

» MALAS DECISIONES
Jue Sep 12, 2013 8:12 pm por maria24

» MALAS DECISIONES
Jue Sep 12, 2013 8:05 pm por maria24

» MALAS DECISIONES
Jue Sep 12, 2013 7:53 pm por maria24

» MALAS DECISIONES
Jue Sep 12, 2013 7:41 pm por maria24

Los posteadores más activos de la semana

Diciembre 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Calendario Calendario


Bebe mi sangre

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Bebe mi sangre

Mensaje por kirie-chan el Sáb Dic 07, 2013 4:40 am

¡yupi! soy tan feliz que ya este el tema de one piece!!!!!! espero que este fic les guste a quienes disfruten de esta serie Very Happy

.......................................................................

Capitulo 1: tentando la suerte

-el cuerpo de la chica fue encontrado esta madrugada a las… -

Las noticias de la madrugada sonaban en el televisor del pelinegro, al parecer estaban ocurriendo muy seguido últimamente crímenes, pero eso no le interesaba, después de todo, a él solo le importaba en ese momento el desayuno que devoraba con verdadero apetito.

-…se les aconseja no caminar solos en las noches, busquen lugares transitados…-

-me parece raro que la policía no encuentre al culpable a estas alturas – dijo el abuelo del pelinegro – si Dragón aun estuviera en la policía…-
-pero no está, papá ya no está –

El silencio reinó entre los dos, hace dos años que Dragón había muerto producto de un accidente en una misión, aun que su cuerpo no fue encontrado, se hicieron los funerales correspondientes, dejando al pequeño pelinegro en manos de su abuelo, quien se jubiló de la marina para cuidarle, el pelinegro trataba de no hacer mención del tema, sonreía constantemente para ocultar la tristeza de haber perdido a su padre.

-Luffy… -
-¡ya me voy! – diciendo esto, el pequeño tomó su morral y corrió fuera de casa.

Aun era temprano para ir al colegio, pero no quería tocar el tema con su abuelo, no, el ya había aceptado su muerte, ya nada podría devolverlo a su lado, en ese sentido, el pelinegro había madurado considerablemente, pero aun seguía siendo un niño. Camino por las calles hasta reconocer una silueta familiar, la silueta de un chico delgado, alto y de cabello negro, aun que lo lucia bajo un gorro en pleno verano…

-¡Law! – Dijo Luffy corriendo hacia el nombrado - ¿Qué haces? –
-hola Luffy, ¿no es muy temprano para ir al colegio? – dijo mirando al menor.
-más o menos –
-¿tu abuelo volvió a tratar de sacar el tema? – dijo, pues estaba al tanto de lo ocurrido a su padre.
-sí, no entiende que eso ya quedó en el pasado, el ya no volverá… -
-pero eso no significa que duela menos… -

Las palabras de Law tomaron a Luffy con la guardia baja, tenía razón, por más que lo diera por hecho, por más que sonriera, eso no quitaba el dolor en su pecho. Unas suaves lágrimas corrieron por su mejilla al tiempo que se apresuraba a secarlas antes de romper a llorar, no quería romper ese escudo que se había formado durante los dos años desde que Dragón lo abandonó, se secó las lágrimas y mostró su sonrisa a Law, una que no pasó desapercibida ante el otro por su falsedad.

-ya encontraras alguien con quien desahogarte algún día – le dijo simplemente – vamos o llegaremos tarde… -

Caminaron a la escuela como tantas veces hacían que se encontraban, Luffy charlaba contento con Law, mientras este le respondía una o dos veces con simples monosílabas, a pesar de ser de carácter tan opuesto, el chico agradecía la compañía del menor, él fue uno de los pocos que estuvo junto a él cuando todo ocurrió, le dio ánimos, pero aun así el menor parecía no querer desahogarse con nadie, no hablaba del tema y escapaba a la menor oportunidad, eso le preocupaba. Llegaron a la escuela como de costumbre, Luffy hiso el tonto en clases, fue regañado y luego fue al pasillo de castigo, las travesuras del menor eran tan divertidas que todos le tenían cariño, aunque no quisieran decirlo, muchos profesores también le tenían cariño al muchacho, era como un hijo para ellos, por lo menos la mayoría. Termino la escuela y los chicos decidieron pasar un rato en la plaza a conversar.

-oigan ¿Qué opinan de los asesinatos que están ocurriendo? – Usop temblaba con solo hacer mención del tema.
-solo hay que evitar salir de noche y ya está –
-¡tsk! no me parece nada divertido, no le tengo miedo a nada – dijo Zoro gruñendo
-si encuentran tu cuerpo mañana, no te quedara nada por temer –
-aguafiestas, Law –
-da lo mismo, yo solo quiero leer este libro… -
-tú siempre andas con un libro en las manos…- le dijo Usop con una gotita en la nuca
-oigan ¡vamos a comer algo! – Dijo Luffy con la boca llena de baba – están vendiendo hot-dog en el carrito de ahí ¡vamos! ¿Sí? –
-bueno… - nadie podía resistirse a ese encanto que emanaba de él, ver su sonrisa era lo que más les importaba en esos momentos.

Entre los tres le compraron uno al pelinegro y para ellos, pasaron hablando de trivialidades lo que quedaba de tarde hasta que decidieron volver a sus casas, Usop y Zoro se fueron en una dirección mientras que los dos pelinegros se dirigían en la opuesta. Caminaron silenciosos un rato, hasta que Law guardo su libro y le hablo al menor.

-Luffy, prométeme que aunque tu abuelo saque el tema no saldrás de casa –
-¿Por qué Law? –
-porque es peligroso… ¿no nos escuchabas? –
-no, yo estaba mirando el carrito de hot-dog – dijo con una sonrisa
-hay que ver… eres demasiado despreocupado –
-shishishi pero aun así estoy bien –
-bueno, pero aun así no lo hagas ¿ya? –
-¡sí! –

El menor se despidió de Law y entro a su casa, saludo velozmente a su abuelo, se encerró en su habitación y se tiró en la cama, no quería ver a su abuelo, no quería escuchar el nombre de Dragón, solo quería dormir y que el tiempo pasara rápido para vivir solo, así no necesitaría a su abuelo y el volvería a la marina de alguna forma… él solo quería escapar un poco mas…

-¡Luffy a comer! –

El grito de su abuelo despertó al menor que se había quedado dormido sin darse cuenta, miró por la ventana y vio la luna dando su brillo en lo alto de la noche, bajó las escaleras y se dirigió al comedor, la mesa estaba servida y su abuelo lucia un ridículo delantal rosa con blondas, el menor estalló en risa, siempre que lo veía así era tan ridículo que por más que el otro le reprochara que no tenía otro seguía siendo igual de gracioso…
Los dos comieron con ganas hasta quedar satisfechos, todo parecía haberse calmado, las noticias solo hablaban del ahora, asesino en serie, que dejaba un cuerpo nuevo cada mañana, inerte y sin ningún rastro de sangre…

-Luffy, creo que ya es hora de que hablemos enserio –
-no tengo ganas de hablar –
-ya han pasado dos años, no puedes seguir ocultando tus emociones así –
-no lo hago, yo ya lo acepte –
-una cosa es aceptarla y otra muy distinta es… -
-¡dije que no quiero hablar! –
-¡Luffy, no puedes huir por siempre! –

Escuchó a su abuelo gritarle, pero el ya estaba fuera de casa, corriendo por las calles oscuras, sin mirar, con los ojos nublados por el llanto ¿Por qué todos tenían que escarbar en su herida? Corrió sin rumbo hasta que se canso, se detuvo a tomar aire y se dejo caer, las lágrimas rodeaban su cara, no quería llorar, entonces ¿Por qué esas lágrimas no cesaban? Se levanto y camino un poco más, la luna estaba hermosa, no quería llegar a casa, si solo pudiera quedarse bajo su manto para siempre, deambulo por las calles hasta que se dio cuenta que estaba perdido, miro hacia todos lados, pero no reconocía nada, corrió por donde creyó venir y un suave grito atrajo su atención

-por favor… detente… -

La voz era débil, pero con el silencio de la noche, el pelinegro reconoció perfectamente le voz de una chica, corrió en su dirección y lo que vio lo dejo paralizado, una chica siendo sujetada por la espalda por un pelinegro, quien mordía su cuello y bebía la roja esencia de la mujer, quien parecía envejecer a medida que la vida escapaba de su cuerpo, el pelinegro observo la escena sin moverse, pronto los ojos de la mujer perdieron su brillo y el pelinegro la soltó, tenía un poco de la roja sangre en la comisura de su boca, levanto la mirada y vio al pequeño, sus ojos carmesí brillaron intensamente, su rostro era serio, se encamino lentamente al inocente pelinegro que no podía moverse por la impresión ¿Qué le había dicho Law? A sí, que no tentara a la suerte.

..........................................................................................

jujuju espero les guste este primer capitulo. espero comenten ¿si? matta ne!!
avatar
kirie-chan

Mensajes : 12
Escritos : 18
Fecha de inscripción : 07/04/2013
Edad : 22
Localización : chile
Tipo de Usuario :
  • Lector
  • Escritor

Un poco sobre mi
Otros Nick:
Fandom:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.